Guía para unas vacaciones con niños

Plantearse unas vacaciones con niños supone una gran organización y planificación, pero ¿por qué no disfrutar de unos días en familia en los que conocer algo nuevo? Para ellos, los más pequeños de la casa, la diversión es una de las máximas y su entretenimiento pasa por mucho movimiento. Parques de atracciones y museos con áreas especializadas para ellos son algunas de las ideas que se mueven en torno a las ciudades, aunque también hay que tener presente que las salidas a la naturaleza pueden ser también un aliciente.

Organización y planificación, ante todo

Las vacaciones con niños deben planificarse para realizar distintas actividades respetando a cada miembro de la familia. Sabemos que los pequeños de la casa son proclives a desesperarse en ciertos momentos, acusar los cambios de rutina. Una inteligente combinación entre salidas, descansos, ratos de juego y comidas será la base del éxito para unas estupendas vacaciones con niños.

Parques de atracciones

Una de las posibilidades más atractivas a la hora de planear unas vacaciones con niños son los parques de atracciones. La diversión está asegurada y la elección no puede ser mejor de cara a los más pequeños de la casa, que viven este tipo de actividades como algo excepcional y extraordinario a lo que no pueden acceder de manera habitual.

En este sentido hay dos opciones destacables. Por un lado, el veterano parque de Port Aventura, situado en Tarragona, a tiro de piedra de Barcelona. Sentando la base en la capital de la comunidad catalana la opción de ir a pasar el día al parque de atracciones es cómoda y asequible. Esto permite además disfrutar de Barcelona, que entre sus encantos cuenta con el parque de atracciones del Tibidabo.

En Madrid, el Parque de la Warner no puede pasar desapercibido cuando se piensa en unas vacaciones con niños. Situado en la capital del país, ofrece múltiples atracciones, espectáculos y actividades que pueden llenar varios días de diversión. Tampoco hay que dejar de lado la opción más clásica: el parque de atracciones de Madrid, situado en la Casa de Campo. Toda una serie de oportunidades que podemos aprovechar cuando nos hospedamos en un hotel en Madrid.

Museos para los más pequeños

Hay muchas instalaciones museísticas que han tenido presente en sus exposiciones a los más pequeños para iniciarles en gran cantidad de materias interesantes. Desde los museos de ciencias hasta los de historia, todos ellos buscan hacer divertido el conocimiento para estimular las mentes de los niños y fomentar su curiosidad.

Las vacaciones con niños permiten pasar tiempo con nuestros hijos

En Valencia L´Oceanogràfic y el Museo de las Artes y las Ciencias suponen un punto de interés infantil a tener en cuenta. El primero supone el acuario más grande de Europa con representación de los principales ecosistemas marinos de todo el planeta. La espectacular arquitectura del edificio destaca en el Restaurante Submarino y el Edificio de Acceso. El Museo de las Ciencias Príncipe Felipe, por su parte, cuenta con exposiciones interactivas y animaciones científicas que llevan a los más pequeños a conocer los últimos avances de la ciencia y de las nuevas tecnologías.

Naturaleza en Granada

Sierra Nevada es un paraíso cuyo encanto permanece intacto en el curso de las estaciones. Ya sea con nieve para esquiar o sin ella para hacer senderismo o paseos en bici, el paraje resulta de una belleza extraordinaria. Pasar unos días de vacaciones con niños en Granada tiene un paso obligado por este pedazo de naturaleza en la que disfrutar del aire puro alejados de las ciudades y el asfalto. Algo que podemos plantearnos cuando nos alojamos en un hotel en Granada.

Después de todas las opciones que te hemos planteado para pasar unos estupendos días en familia, ¿Cuál es tu opción favorita? ¿Museos, parques de atracciones, naturaleza o una combinación de todas ellas? Organízate y anímate a tener unas buenas vacaciones y disfrutar de tus hijos.

Author description

sidorme-user

About the author: